"No he venido a anular la ley, sino a llenarla de sentido". Y tú, ¿vives tu fe con sentido? ¿tu corazón se va transformando, siendo más libre y siendo cada vez más tú mismo/a? ¿o vives desde el cumplimiento de normas y ritos que apenas te calan por dentro?

Comentarios